Vive tu moto

Mi moto no arranca: ¿Cuál puede ser el problema?

9 minutos

¿No arranca la moto? Te damos los mejores trucos para que consigas arrancarla con éxito.

Motorista con zapatillas en moto desnuda
Mi moto no arranca: ¿Cuál puede ser el problema?

Muchas veces hemos visto a conductores que intentan, una vez tras otra, arrancar su motocicleta sin suerte. Algunos lo acaban consiguiendo, pero otros se quedan tirados, al menos, hasta que alguien con conocimiento les explica el motivo del problema.

Pero… ¿por qué pasan estas cosas si no se ha sufrido ninguna caída ni se observa ningún desperfecto grave a simple vista? Pues la respuesta es sencilla: salvo avería mecánica importante, la respuesta a por qué no arranca tu moto moderna suele estar… en ¡que no se le ha dado un buen mantenimiento!

Averías sencillas

El mantenimiento diario de nuestra motocicleta es esencial para el buen funcionamiento de la misma y, en muchos casos, es el motivo principal de pequeños problemas que aparecen sin previo aviso. El descuido a la hora de revisar con asiduidad el estado de los mandos y de las partes principales de nuestra moto suele derivar en pequeñas averías que, si no se encuentran a tiempo, pueden acabar siendo mucho mayores.

En definitiva, no llevar nuestra moto al día suele acabar dando algún que otro problema que nos obliga a acabar en el taller. Baterías descargadas (o comunicadas), obstrucciones en el circuito de alimentación o falta de combustible son algunos ejemplos de ello.

Moto sin combustible

Antes que nada, comprueba que no hayas agotado el combustible. Abre el depósito y zarandea la moto para comprobar que hay nivel. Quizá con suerte, solo haya sido un despiste y el único problema que tienes es conseguir que alguien te traiga un poco de combustible para proseguir con tu camino. De ser ese el problema te recordamos que siempre antes de cualquier ruta o salida motera fuera de tu núcleo urbano, debes seguir unos pasos y consejos que te ayudarán a prevenir este tipo de errores. Pásate por el siguiente post donde te damos unos trucos para vivir tu ruta perfecta.

Depósito de combustible obstruido

Otra causa “tonta”, pero que tiene fácil solución, es que se haya taponado el orificio de aireación situado en el propio tapón de gasolina: en este caso, se hace el vacío en el tanque y la depresión causa que el combustible… ¡no baje al motor! Un gran problema en el funcionamiento de una motocicleta.

Tapón de depósito | Mountain/ Ash | Flickr

Para solucionarlo, bastará con abrir el depósito. Si al hacerlo se escucha el sonido característico de succión, es posible que después el motor arranque. Si no puedes limpiarlo in situ, llega a casa circulando con el tapón ligeramente abierto. Recomendamos que esta solución solo la tomes si tú casa o el taller más próximo se encuentra a una distancia considerable. Si tienes que recorrer bastantes kilómetros con el tapón ligeramente abierto y con una posible avería en tu moto, te recomendamos que llames a un profesional y esperes con tu moto en el lugar de la avería. Ellos solucionarán el problema y con suerte, podrás volver a tu casa con tu moto y posiblemente ahorrándote dinero al evitar una avería mayor.

Revisa los bornes

Dado que ahora las motos están repletas de electrónica, cualquier problema eléctrico suele llevar a una comprobación en un taller especializado y a un aparato de chequeo.

Lo que sí puedes comprobar (si sabes dónde están y puedes acceder a ellos sin herramientas) es que los bornes estén en perfectas condiciones y que no haya algún fusible fundido. Aun así, nuestro primer consejo es que te dejes de tonterías y llames a un profesional. Improvisar o tocar cosas que desconoces de tu moto, lo único que puede provocar es que agraves los problemas de tu moto.

Miguel Jr Mae

Una avería típica de encendido es que hayas golpeado en un bordillo el interruptor del caballete lateral y éste mantenga el corte aún ya plegado. La solución es desconectar sus cables o, en emergencia, hacer un simple puente entre ellos.

Si hay chispa, y sí queda gasolina en el tanque, puede que ésta se haya aguado en el surtidor, que el combustible haya fallecido por envejecimiento (has tenido la moto abandonada en tu garaje una larga temporada), o que en el interior de tu depósito se haya acumulado suciedad. En este caso, puede ocurrir que el carburante no llegue a donde debe: al sistema de alimentación.

Si puedes, comprueba retirando el tubo que comunica el depósito con la alimentación, o abriendo el tornillo de evacuación de la cuba del carburador, que baja la gasolina.

Llaves inteligentes de proximidad

Para terminar, una avería que puede llevarte de cabeza. Te has comprado una de las modernas motos con llave de proximidad y la llevas en el bolsillo. Pero la has aparcado cerca de alguna zona sensible en la que podemos encontrar inhibidores de frecuencia próximos a la moto. Estos producen una interferencia que difiere la señal de la llave de proximidad). ¿Quizás la moto no se ponga en marcha por la acción de un inhibidor de frecuencia? Para arrancarla, bastará alejarla lo suficiente.

La moto no tiene temperatura suficiente

La situación más peligrosa cuando hablamos de temperatura en una motocicleta es el sobrecalentamiento del motor, aunque a veces también se da la situación inversa: el motor no consigue alcanzar la temperatura habitual.

En estos casos, es recomendable verificar que el sensor del termostato como el del ventilador, funcionan correctamente. Asimismo, también tenemos que asegurarnos que el refrigerante del radiador se mezcla correctamente con el motor y, que por lo tanto, no hay ninguna anomalía en nuestro vehículo que pueda provocar daños internos.

Averías Complejas

Si se han revisado las anteriores y no se ha dado con el fallo, estas averías pueden ser otros motivos más complejos y por los que recomendamos acudir a un taller si no tienes conocimiento suficiente de estos temas.

Batería sin carga

Si le das al botón de arranque y “está muerto”, es decir, el motor no gira, te remitimos a identificar cómo recargar una batería de forma segura.

Si el arranque de la moto es electrónico, tal y como es habitual ya en la mayoría de motos modernas, el procedimiento será el siguiente: girar la llave como si se encendiera, activar el botón de encendido, meter segunda o tercera marcha, empujar la moto con el embrague presionado y, por último, soltar el embrague a medida que la moto va cogiendo velocidad.

Añadamos a aquellos consejos que no es conveniente conectar la batería de la moto a la de un coche con unos cables con pinzas, puesto que los sistemas de inyección de tu moto son muy sensibles a los picos de tensión.

En todo caso, comprueba que por lo menos se enciendan las luces para descartar que “esté comunicada” o con agotamiento total y debas sustituirla.

Taymtaym | Flickr

Avería en el motor de arranque

Si “queda algo de carga” pero el motor de arranque no tiene fuerza suficiente como para forzar su puesta en marcha, puede que tu moto aún lleve palanca de arranque… ¡o hayas tenido la suerte o la precaución de aparcar ante una pendiente!

Si es así intenta aprovechar el impulso en bajada para que una vez la moto esté a cierta velocidad, meter segunda y soltar el embrague. ¡Como en las películas! Si el problema era la batería, el motor se pondrá en marcha y ésta probablemente se repondrá tras recorrer unos kilómetros. Si el inconveniente se repite, deberás sustituirla.

Mantenimiento de las bujías

En las motos a las que se les ve el motor, aunque por suerte también ahora en algunas naked, es relativamente sencillo ver si el problema es una pega de chispa.

Hornet on tour

Basta retirar una de las pipas de la bujía. Con un destornillador -¡correctamente aislado!- que contacte a la vez su terminal interno y una masa de la moto -una pieza del propio motor o del chasis-, se comprueba si salta la chispa.

Es importante también que las bujías reciban un buen mantenimiento. Cuando una bujía tiene residuos o suciedad alrededor de la parte superior o un color negro, es importante revisarla y, si hace falta, cambiarla. También si el aislador central de la bujía está roto si el electrodo de masa y el central están fusionados tras sobrcalentarse.

Filtros de aire sucios

Si todo está bien, puede suceder que el filtro del aire esté tan sucio que no deja pasar el suficiente aire para que el motor respire bien y arranque. Una solución de emergencia es, si aquel fuera de papel, agujerearlo con un destornillador para salir del paso.

En resumen, si quieres evitar verte en todas estas situaciones y no poner en práctica nunca todas estas soluciones, te recomendamos que, simplemente, realices un buen mantenimiento de tu moto, que pase revisiones y siempre esté a punto. Seguro que con esto te ahorras muchos problemas.

Volver arriba

Comentarios

  1. Maria dice:

    Buenos días, tengo ciclomotor Peugeot y lleva unos días que le cuesta arrancar muchísimo. Batería nueva hace menos de un mes y arrancaba sin problema. Lleva unos días que con botón no termina de arrancar y necesita mucha patilla hasta que se pone en marcha. Ayer, una persona con casi el mismo modelo unos años posterior me hizo abrir el tapón de la gasolina, y con el abierto arrancó a la primera con la patilla. ¿Es peligroso hacerlo así? ¿Cuál puede ser el problema? Luego de arrancar, si paro el motor, vuelve a arrancar a laprimera y sin problemas.Gracias.

  2. Joaquin Hernandez dice:

    En mi caso es que no entra combustible en la cuba del carburador.Tengo chispa,hay gasolina,filtro de aire quitado,tengo batería,el motor de arranque gira.Introduzco gasolina por tubo de desagüe a la cuba y arranca perfectamente,parándose cuando termina la gasolina introducida.Es una honda Rebel de 250.Ha estado mucho tiempo parada.por qué no entra gasolina en la cuba?

  3. Jaime gomez dice:

    Mi moto no prendía cambie de batería y prendió bien que puede ser el problema

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Realizar un comentario implica la aceptación de nuestra política de privacidad