Cultura Motera

¿Qué son y cómo funcionan los radares anti frenazo?

4 minutos

Por imperativo legal, todos los radares fijos han de estar señalizados, lo que permite a los usuarios evitar superar la velocidad máxima a su paso por ellos, provocando no pocos frenazos. Para evitarlo se crearon los radares anti frenazo.

Imagen de una cámara de radar de carretera
¿Qué son y cómo funcionan los radares anti frenazo?
Imagen de una cámara de radar de carretera

¿Qué es un radar anti frenazo?

Actualmente la ley establece que los radares fijos que hay instalados por las carreteras españolas han de estar debidamente señalizados para advertir a los usuarios de su presencia. En la práctica, eso fuerza a los conductores a reducir la velocidad cuando llegan a uno de estos puntos señalizados, y en ocasiones no son pocos los usuarios que se dan cuenta de su presencia en el último momento, realizando una frenada de emergencia que, en ocasiones, puede llegar a ser peligrosa. Por este motivo surgen los nuevos radares anti frenazo.

Los radares anti frenazos son dispositivos móviles ubicados a unos kilómetros antes de la señal de aviso o radar fijo, diseñados para detectar la velocidad del vehículo y compararla con la lectura del radar de velocidad.

Estos dispositivos son capaces de calcular la velocidad promedio del vehículo entre dos puntos distintos, lo que permite determinar si el conductor ha frenado bruscamente antes del radar fijo.

Imagen de un radar de tráfico

¿Cómo funciona un radar anti frenazo?

Es mucho más simple de lo que te puedes imaginar. Consiste en instalar un dispositivo móvil unos kilómetros antes de la señal de aviso y del propio radar fijo, con el que se detecta la velocidad del vehículo. Los datos aportados se comparan con los recogidos por el radar señalizado y se valora así la diferencia de velocidad.

En realidad, según aclaró la propia DGT, muchos de estos dispositivos son cinemómetros que en algunos casos llevan operativos desde 2010, y se instalan en autopistas, autovías y carreteras convencionales, y que señalizan con anticipación.

Este sistema de radares en cascada, combinando ambos un radar fijo y un radar móvil, permite descubrir la velocidad real de circulación, no la del paso por el radar señalizado. Con los datos recogidos en los dos puntos de referencia se calcula el tiempo invertido en recorrer la distancia existente entre ambos puntos, y si esta es menor de la que correspondería al límite de velocidad de la vía, el sistema concluye que el usuario ha frenado ante el radar para evitar una multa por exceso de velocidad.

Es decir, que, en la práctica, nos encontramos con dos radares: uno oculto y el radar fijo. En este caso, la multa no llega por exceso de velocidad, porque la legislación recoge que para ser multado por un radar este debe estar señalizado, sea fijo o móvil, sino que se multa por un injustificado frenazo, que podría comprometer la seguridad de los vehículos que ruedan tras el vehículo que frena.

¿Cuál es el margen de error de los nuevos radares anti frenazo?

Hay casi un centenar de radares de este tipo distribuidos por las diferentes carreteras españolas, y el tramo que abarcan es de una variada longitud. Como en todos los radares, los datos aportados disfrutan de un margen de error. En el caso de los radares móviles convencionales, es de 7 km/h por encima del límite de velocidad establecido en las vías con limitadas a menos de 100 km/h, y de un 7 % en las de límite superior a 100 km/h.
En cuanto a los radares fijos, el margen es de 5 km/h en carreteras con límites por debajo de 100 km/h y de un 5 % en las de más de 100 km/h.

Imagen aérea de un cruce con radares

¿Cuál es la multa por saltarse un radar anti frenazo?

Notificada la denuncia, el conductor puede recurrir la multa de la maniobra de frenada. ¿Por qué ese frenazo? Ya que es una maniobra brusca y comprometida que puede poner en peligro a otros usuarios de la vía.

Si no hay justificación alguna que razone el frenazo realizado, el usuario se puede enfrentar a una multa de hasta 200 euros y, ocasionalmente, incluso la retirada de 4 puntos del permiso de conducción. El uso de los sistemas de radar anti frenazo también es muy criticado por diferentes expertos en seguridad vial, que no encuentran ventaja alguna en la implantación de este sistema y lo consideran un mero argumento recaudatorio, sin objetivo pedagógico ni formativo de ningún tipo.

Volver arriba

Comentarios

  1. Juan Carlos Fernández Llorente dice:

    Si se circula a la velocidad adecuada no hay ningún problema.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Realizar un comentario implica la aceptación de nuestra política de privacidad