Tecnologia

¿Cómo homologar un escape de moto?

8 minutos

El tubo de escape es un gran tema. Vamos a repasar un poco algunas cosas que hay que tener en cuenta.

Tubo de escape RC213V
¿Cómo homologar un escape de moto?

Es posible que hayas decidido modificar el tubo de escape de tu moto para que ofrezca mejor rendimiento o para transformar el sonido que emite el motor. No vamos a entrar aquí en si esto es mejor o peor para tu motocicleta, ya que el motivo de este artículo tiene un objetivo claro: homologar un escape de moto.

Esto quiere decir que, llegados a este punto, lo más probable es que la decisión ya la hayas tomado y que solo quieras conocer cómo está el tema desde un punto de vista legal.

Pues en este artículo te vamos a mostrar cómo homologar un escape de moto y cuáles son los pasos a seguir para pasar la ITV.

Así que toma papel y boli, ponte cómodo y empieza a leer este artículo para saber cómo tienes que actuar cuando estés en la inspección técnica de vehículos.

Moto con tubo de escape

Normas de homologación para tubos de escape de motos

En caso de que hayas decidido cambiar el escape de tu moto, recuerda que la ley es muy estricta y te puede costar una multa no hacer las cosas bien.

Por lo tanto, en Box Repsol te recomendamos que dediques tiempo a estudiar la normativa antes de proceder.

Si no te apetece enmarañarte en toda esta compleja jerga legal y técnica, aquí vamos a darte una explicación accesible sobre lo fijado en la norma, para que al menos tengas una idea de cómo funcionan las normativas de escape de moto en la ITV.

Lo primero que señala la legislación es que el escape que coloques en tu moto debe estar homologado para tu modelo de moto en concreto.

Este tema es importante porque cada modelo de motocicleta tiene sus propias características técnicas y requisitos a la hora de la homologación. Y eso quiere decir que un escape en particular puede estar homologado para un modelo de moto y no para otro similar.

Aunque te parezca algo absurdo, no lo es. Los tubos de escape se diseñan para que ofrezcan el máximo rendimiento en determinados motores. Y es posible que el escape que quieras ponerle a tu moto no funcione bien con ese motor, ya que no se ha diseñado para ese modelo en concreto.

Así que fíjate bien en la compatibilidad entre escape y modelo de moto.

Te explicamos esto porque, a la hora de homologar un escape, lo que va a hacer la ITV es asegurarse de que el fabricante de dicho tubo ha cumplido con todas las normas de la Unión Europea en la fabricación de dicho recambio.

En ese caso, la homologación se va a fijar en:

  • Características técnicas específicas de tu motocicleta.
  • Diseño y fabricación del tubo de escape que has colocado.
  • Que no exceda de las emisiones permitidas.
  • No produzca un ruido excesivo (que se encuentre en el umbral de decibelios autorizados).
  • Legalidad y seguridad del anclaje.
  • Posibles correcciones en el dB Killer.
  • Si se ha anulado o no el catalizador.
  • Posibles variaciones en el diámetro de los colectores.

Con toda esta información lo que va a hacer la ITV es comprobar varias cosas:

  • Que el escape que has puesto en tu moto cumple con las normas.
  • Que no perjudica al rendimiento del motor.
  • Que no es más contaminante (incluso a nivel acústico).
  • Que no afecta a la seguridad de la moto. 

Tubo de escape homologado

Homologar tubos de escape en motos antiguas 

Aquí encontramos una diferencia esencial respecto a las motos actuales. A la hora de homologar tubos de escape en motos antiguas, lo primero que debes hacer es comprobar la fecha de fabricación de tu moto.

La fecha de referencia se sitúa antes de 1991. Si la moto que vas a homologar se fabricó antes de esa fecha, no será obligatorio que pongas un tubo de escape homologado.

Esto es así porque antes de 1991 no había una normativa de homologación sobre tubos de escape.

Pero es aquí donde puedes encontrarte con más problemas en la ITV. Si colocas un determinado escape a una moto de 1990, y al pasar la inspección la moto no supera el límite de emisión de gases o de decibelios, es posible que el resultado sea desfavorable.

Este caso es bastante peliagudo porque no hay un criterio claro en las ITV sobre este tema, así que es posible que tengas problemas cada vez que te toque pasar una nueva inspección.

¿Qué no está permitido para homologar un escape de moto?

Si estás leyendo con atención este artículo, seguro que ya te puedes imaginar las cosas que no están permitidas a la hora de homologar un escape de moto. 

Pero también es posible que todavía no te haya quedado claro. Pues aquí tienes una lista de cosas que impiden homologar el escape de una moto en la ITV:

  • Ausencia de homologación específica del tubo de escape para ese modelo de moto: si en el certificado de homologación del escape de la moto no figura específicamente tu modelo de moto, no es posible homologarlo y te podrán multar en caso de que te pillen.
  • Eliminación del catalizador: si al cambiar el escape has decidido eliminar o anular el catalizador, no podrás homologar tampoco el escape de tu moto.
  • Modificación del diámetro de los colectores: otra operación que va a impedir la homologación es el cambio en el diámetro de los colectores, ya que eso afectaría al rendimiento del motor.
  • Supresión del silenciador: el tubo de escape incluye una pieza —el dB Killer— cuya misión es amortiguar el ruido generado durante la combustión. Esto quiere decir que, si se quita esta pieza, la moto será mucho más ruidosa. Algo que imposibilita la homologación del escape de la moto.

tubo escape moto honda

¿Cómo homologar un tubo de escape de moto?

Vamos a contarte ahora cómo realizar el proceso de homologación del escape de tu moto.

El procedimiento comienza con la colocación del nuevo tubo de escape. No nos cansamos de repetir que debes poner siempre un tubo de escape homologado específicamente para tu modelo de moto.

Una vez que hayas hecho la instalación del escape homologado de tu moto, debes recopilar la documentación que acredite el cambio y llevarla siempre encima cuando circules con tu moto.

A partir de aquí, tenemos dos casos posibles:

  • No se considera reforma: en el caso de que el nuevo escape ya esté homologado de fábrica, la modificación solo afecte a la geometría del escape, y siempre que los catalizadores se sustituyan por otros que cumplan con la normativa, no es necesario que hagas nada más. Eso sí, cuando llegue el momento de pasar la ITV deberás acreditar el cambio con la documentación aportada.
  • Se considera reforma: en caso de que el cambio suponga la modificación de algunas de las características del escape, entonces será necesario homologar la reforma en la ITV siguiendo el procedimiento normal estipulado en el Manual de Reformas de Vehículos

Tubo escape de una moto

Cómo pasar la ITV con un escape homologado de moto

Al no considerarse reforma, no hace falta la homologación previa en la ITV.

Pero esto no quita para que puedas encontrarte dificultades cuando llegue el momento de pasar la inspección de tu moto.

Y esto es así porque los tubos de escape tienen un número de serie grabado. Y si lo has cambiado, en la ITV se darán cuenta de que el número es diferente al que venía de fábrica.

En ese caso, tendrás que demostrar durante la inspección que la moto cumple con la normativa. Por eso es muy importante que tengas a mano toda la documentación que te pidan.

Como mínimo, querrán comprobar el documento de homologación del tubo de escape, en el que figure que es compatible para tu moto en concreto. En dicho documento debe constar que no supera ni el nivel de emisiones ni de ruidos según las normas españolas.

Si cumples con estos requisitos legales —y has colocado un escape homologado en tu moto—, las pruebas de emisiones y sonido deberían ser favorables.

Pero, como ya explicamos un poco más arriba, el problema te lo puedes encontrar si tu moto está fabricada antes de 1991, ya que no existen tubos de escape homologados para ese tipo de motos. Y es posible que al pasar la ITV el resultado no sea favorable en alguna de las pruebas.

Multa por no tener homologado el tubo de escape

Si en algún momento detectan que no llevas un escape homologado en tu moto, te pueden sancionar con una multa que se impone en función del nivel de ruido que el tubo está provocando:

  • Si supera el límite en 4 dB de más: 90 euros de multa.
  • Si excede el límite en 7 dB de más: 300 euros de multa.
  • Si se pasa de 7 dB sobre el límite: 600 euros de multa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Realizar un comentario implica la aceptación de nuestra política de privacidad

Más Box Repsol...